jueves, 30 de abril de 2009

Puntica y talón.




Cosas raras, eres aragonés pero dentro del corazón tienes un atrezo, de ventana con flores y hortalizas, una Giralda, una Torre del Oro y un onirismo de rasgueo de guitarra y zapateao´, lo que yo te diga, te gusta La Pantoja, te gusta bailar sevillanas, te gusta todo ese rollo del flamenco con sus letras facilonas y populacheras, penas y alegrías, ¡hay pena penita pena!, das mala gana, tío, para un rato, tira que te vas, pero tanto jaleo porque sí, es asfixiante, embrutecedor, empachante, todo el rato lo mismo, ¡qué castigo!. Es muy extraño, deberías ir al siquiatra, hacerte una radiografía del paladar, una analítica de neutrófilos que expliquen tu enganche por el fandango, hacer un taller de música anglosajona y celta, acudir a alguien que reactive tus gustos musicales, disfrutas con mamarrachadas, con baratijas sonoras, centrifugado por los chillones colores de un vestido de volantes en un tablao, vuelve en ti, hay vida más allá del decadente folclore andaluz, de los moños con peineta, de Los Marismeños, de Los Romeros de La Puebla, de las casetas, del fino, del pescaíto, de los teatrales desplantes y coqueteos de los bailes en la feria, hazte un favor, tonto de la polla, ahí tienes a Leonard Cohen, Bob Dylan, Jim Morrison, Ian Curtis, eso distingue, mola, da lustre, pompa y boato intelectual, una cosa está reñida con la otra, narizón, si te queda un hilillo de sensibilidad, quítate lo bailado, palomino trianero, y endereza el rumbo, ya vale de rumba, de sarandongas de arroz con bacalao, no te das cuenta de que son antiguallas, oooléee, olé olé olé, al rocío yo quiero volver, no me jodas, en qué mundo vives, en qué realidad, en qué paraíso, estás zumbao bajo esa cobertura suprabiológica, pura visceralidad, una seguirilla simple de cuatro versos, y arden tus manos tocando palmas, ya huele a feriaaa, ya huele a feria, Sevilla en primavera, ya huele a feria, ya huele a feria, Sevilla en primavera, ya huele a feria, todo, todo en este intenso mundo de pensadores literarios con lustre, en el que te mueves, va en dirección contraria a esa arcaica tontería corralera, ea, despierta, ¿y tú te crees inteligente? bah, reconoce que lo que los andaluces necesitan es, otra revolución, otro Blas Infante que elimine tanta superficialidad y haga aflorar la auténtica cultura de lo bético, mírate, pareces un jacinto bujarrón, con esas botas camperas, la camisa de chorreras y el sombrero cordobés, la gracia, el salero, el donaire de señorito andaluz no lo puede tener un cazurro aragonés, si acaso, faja, calzón, cachirulo, puntica y talón, puntica y talón, y vas que te matas.



9 comentarios:

Alejandro Pastor dijo...

De acuerdo que tienen que molar Ian curtis,la Velvet,Cohen, etec...

Pero yo cambiaría cualquier bolero, tango o fandango(en las sevillanas no coincido tanto contigo, pero por solidaridad, también) por todo el pop anglo-sajon, así, de un plumazo.

Divertidísima entrada.

columna dijo...

Yo también me apunto a la seguidilla, al flamenco puro y a los pescaítos de estos días.
S. Manrique.

Anónimo dijo...

Lo que no tenemos los cazurros aragoneses son las peonadas. ¿Porque sera...........? que decia la Bombi.
Eso si das un taconazo y te aparecen 40 tocando palmas, que la alegria tambien vale......

pepe montero dijo...

Un amigo mío, Alejandro, me dijo un día que lo malo de la música española es que le repite el ajo, pero yo creo que la mayoría de los músicos españoles no se han dado cuenta de que sólo se hacen cosas buenas, pensando en las cosas malas, sin ajo y con ojo en la hoja.

pepe montero dijo...

Pues aprovecha, Sagrario, que aún queda una semana.

pepe montero dijo...

Exacto, anónimo, alegría sencilla, y espontánea, que no haya que pensar demasiado.

Ana Márquez dijo...

Ojú, Pepazo, qué capullo y qué grande ere....

Un beso gaditano con cascabeles y sin seguidillas, q a mí me salen mu malamente. Volveré por estos lares, vaya q sí

Ana-Orual

pepe montero dijo...

Joder, Ana, Orual, Márquez, fingidora, he tenido una gran erección neuronal al verte aquí, tumbada a mi lado, con esos ojos misteriosos urgando en el recuerdo. No hay pozo del olvido capaz borrarte, ni pienso tirar a un pozo el clavel de tu visita.

Besos.

Child in time dijo...

Tacón-punta-tacón. Tacón-punta-tacón... Así también se bailan las muiñeiras, primo. Je, no me quites tú a mí lo bailao, pinkfloid

Mi lista de blogs

Snap Shots

Get Free Shots from Snap.com

paquétecuento from 11 mar 2008


Contador gratis

FEEDJIT Live Traffic Feed